Posturas invertidas, ¿por dónde empiezo?

El yoguiblog de esta semana lo dedicamos a todas esas personas que quieren empezar a practicar posturas invertidas (patitas arriba) y no saben por dónde empezar...


Te guiamos en este paso a paso a realizar las posturas de Sarvangasana y Halasana.


Invertir nuestro cuerpo nos aporta enormes beneficios en todos los aspectos:


  • Activación del retorno venoso, lo que favorece a nuestro sistema circulatorio general.

  • Descompresión de los miembros inferiores de nuestro cuerpo (lumbar, piernas, pies), los cuales están sobrecargados de toxinas o fatigados por permanecer tantas horas de pie o sentadas.

  • Estimulación de la circulación sanguínea cerebral, lo que favorece la oxigenación y así a nuestra concentración mental.

  • Elongación de toda la musculatura de la espalda, brazos y cuello.

  • Estimulación de nuestro sistema linfático, encargado de eliminar las toxinas de nuestro cuerpo.

  • Súper recomendado en casos de: edemas, calambres, mala circulación, fatiga crónica, falta de concentración, dolores posturales de espalda.


PRECAUCIONES:

No se recomienda hacer estas posturas en casos de protusiones discales, hernias de disco o presión arterial alta. Consultar a profesional para saber cómo adaptar las posturas.


Esperamos que puedan probarlas e incluirlas en su día a día.

34 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo